Todos los derechos reservados ® Rodrigo de la Sierra  |  México 2014  |  Aviso de Privacidad

Semblanza Obra Eventos Noticias Documentación Contacto
* Todas las imágenes se encuentran registradas y protegidas bajo propiedad intelectual y derechos de autor. Prohibida su reproducción total o parcial.
YouTube Twitter Facebook Instagram
Timo & la ligereza del ser

Timoteo

Durante miles de años, el hombre ha reproducido su propia imagen en forma bidimensional y tridimensional. Hasta el movimiento modernista del siglo XIX, la escultura en particular tendía a ser una reproducción casi exacta de la figura humana. Sin embargo, desde el periodo modernista del siglo XIX, la figura humana tomo un marco más abstracto adoptando interpretaciones más conceptuales, dejando que artistas como Rodrigo de la Sierra abrazaran el arte sutil de la metáfora.


Cualquiera que sea la calidad o atributo que forme a un artista, ya sea la pasión, el talento, la suerte o la oportunidad, Rodrigo de la Sierra parece poseer todos éstos. Después de haber formado una carrera exitosa en el ámbito de la arquitectura,


De la Sierra siguió adelante con sus estudios para desarrollar una carrera como artista, o para ser más preciosos, como escultor. Al comienzo Rodrigo se dedicó a la escultura clásica, la que elaboró con suma exactitud poco después de dejar la academia. Luego, después de haber dibujado una serie de garabatos sobre un cuaderno de apuntes, nació la comedia trágica de su nuevo personaje “Timoteo”, al que cariñosamente apodó “Timo”.


De la Sierra se refiere a Timo como el “hombre de todos”, un tipo de álter ego. Al estudiarlo más a fondo, uno se percata de que al comienzo este personaje se muestra con un aspecto aparentemente cómico y ligero, sin embargo uno pronto se da cuenta de que detrás de esta careta inicial, se interpretan asuntos de suma importancia y seriedad.


Aunque De la Sierra siguió laborando como arquitecto de tiempo completo durante una temporada larga, finalmente dio a luz al personaje de Timo a finales del año 2006 con una pequeña escultura de madera de Timo recargándose sobre el mundo: “Alcanzando mi Universo”. Sin embargo, este pequeño hombre llegó realmente a la escena artística durante la crisis económica global, la crisis bancaria y el cierre del banco de inversiones más importante.